jueves, 7 de junio de 2012

Dulce tentación

Querido macho alfa que me lees:
¿Te dejarías sorprender leyendo un libro como el de la imagen? ¿Lo leerías? Son dos preguntas muy diferentes. Lo confirmaba el otro día Ricardo Cavallero, mandamás entre los mandamases de la edición europea. Justo antes, Javier Celaya, gurú entre los gurúes del libro digital, había hablado de la conveniencia de crear una aplicación para poder cotillear qué libro tenían entre manos los lectores de e-readers. Como fisgalecturas compulsiva que soy, aplaudí la idea (desde que proliferan estos cacharros, es más triste y menos revelador recorrer el pasillo del AVE), pero il Cavallero la recibió con una media sonrisa y una negativa. Ni hablar. Resulta que, según contó, las ventas de novela romántica conocían un notable auge, y se debía en gran parte a que con las versiones digitales se habían sumado un montón de lectores masculinos, lectores que se habrían avergonzado terriblemente de comprar o leer en público, en papel, Ternura, Pasión bajo la luna hindú o Dulce tentación.
Y esto es una minucia comparado con las adjudicaciones de género que se dan en literatura infantil y juvenil. No tienen más que ver esos estantes llenos de libros rosas con brillos, lazos, diademas y purpurina.
¿Hay libros para niños y libros para niñas? ¿Es Oliver Button una nena? ¿Quieren todas las niñas ser princesas y las princesas, ser bailarinas, y leer sobre ello? ¿Los chicos no leen historias de amor? ¿Los chicos no leen? A todas estas preguntas intentaremos no contestar David Lozano, María Frisa y servidora el viernes 7 de junio (casi ya) a las 19 horas. Para darle más emoción, lo haremos en un entorno hasta hace nada netamente masculino: el edificio de Capitanía, en la plaza Aragón, detrás de las casetas de la Feria del Libro de Zaragoza.
Vengan, si tienen lo que hay que tener. O añadan más preguntas.

Y el domingo, de 12 a 14h estaré firmando en la Feria del Libro de Zaragoza, en la caseta del grupo Hélice. Sospecho que me sentiré sola. Si tienen a bien venir a darme un poco de conversación...

3 comentarios:

Rusta dijo...

Seguro que será una charla muy interesante. Tu entrada me ha recordado a unas antiguas conocidas mías, lectoras de romántica, que a menudo hablaban de "las portadas que da vergüenza enseñar en el bus". También me he acordado de una novela juvenil, "Embrujo" (colección Ellas), que tiene el lomo fucsia con florecitas, pero sin embargo es una historia de fantasía en la que el romance es secundario.

De todas formas, si estas novelas se venden más en e-book puede que también sea por la diferencia de precios. Generalmente son historias ligeritas, que apetece leer una sola vez, así que este formato viene de perlas.

Besos, ¡y suerte en la Feria!

Tempe dijo...

Ojalá pudiese acudir a la charla, Zaragoza no está tan lejos de donde vivo. u.u Lo malo es que ya tengo entradas para un concierto, ¡jou! Todo en esta vida no puede ser...

Mara Oliver dijo...

Ojalá tuviera un Tardis y pudiera ir a la charla de los "sexos" literarios ;) (Nerea Marco me puso los dientes largos en twitter, ains) y a la firma de esta mañana también me hubiera gustado (que le debo un bolso a Frau Oro ;)
¿Cuánto tendré que esperar para que inventen el teletransporte? Una solo puede soñar ;)
muchos besotes!!!